Desde que apareciera hace 40 años, el correo electrónico se ha convertido en la herramienta de comunicación más utilizada por todos, ya sea profesional o personalmente, y a la que dedicamos una importante parte de nuestro tiempo diario. Esto hace que sea importante llevar a cabo una buena gestión de todos los mensajes que nos llegan diariamente.

En este artículo, intentamos aportar algunos consejos que nos ayudaran a mejorar nuestra productividad del email y evitar la temida procrastinación.

Gestiona tu inbox según el sistema de las 3 carpetas

Este sistema propone clasificar el correo electrónico mediante estas carpetas.

Follow-up. Incluye los emails que puedes trabajar durante el día sin la intervención de nadie más.

Hold. Engloba aquellos correos que necesitan de la supervisión o respuesta de otra persona para poder gestionarlos.

Archive. Todos los emails que han sido respondidos se guardan en esta carpeta.

Antes de escribir un email, piensa si es realmente importante.

Tomate un tiempo para decidir si es importante responder el correo electrónico o, por el contrario, implicará una pérdida de tiempo para ti y el destinatario.

Escribe correos cortos, concisos y claros

Existe la corriente defensora de que con 3 párrafos cortos puedes transmitir lo que quieres decir mejorando tu productividad y efectividad y la de quien lo recibe.

Presta especial atención al asunto del mensaje

El asunto es lo primero que lee el destinatario por lo que debe reflejar el tema sobre el cual trata el correo. Evita escribir una frase interminable, redáctalo de manera clara y concisa.

Prescinde las notificaciones y subscripciones por email

Mantén únicamente aquellas notificaciones y subscripciones que te sean de verdadera utilidad. El resto elimínalo, así no recibirás correos que borras de tu bandeja de entrada sin leer.

Suprime la retorica y los formulismos del cuerpo del correo

Para que el mensaje llegue a su destino has de ser directo, claro y preciso. Así tus emails serán resolutivos y más productivos.

Evita convertir el envío de correos en una conversación

Si las respuestas de un email se convierten en una larga cadena, es momento de dejar de utilizar el correo electrónico para comunicarse. Lo mejor es hacerlo a través de la red social corporativa u otro medio de comunicación como el teléfono.

Ayúdate de Apps para mejorar la gestión de tu email

Existen múltiples aplicaciones productivas que mejoraran el uso de tu servicio de correo. Desde Eureka Startups nos muestran algunas de ellas.

Estos son algunos de los consejos que ayudaran a mejorar la productividad de tu correo electrónico. Si quieres aprender más sobre ello, ¡no te pierdas nuestro curso de productividad en el email!

Recent Posts